Tu patrón del dinero, unas pautas de Beatriz Fernández del Castillo

Me preguntan a menudo cómo se trabaja el patrón interno del dinero y la abundancia. Podemos empezar con cómo limpiar las creencias negativas sobre el dinero para desbloquear su energía.

 

Todo nuestro sistema interno está diseñado para poder seguir aprendiendo y evolucionando el resto de nuestra vida. Cada vez que nos enfrentamos con algo y hallamos la manera de solucionarlo satisfactoriamente se establece un patrón en nuestro cerebro, lo repetimos y se convierte en costumbre.

 

Con el tiempo esos patrones se convierten en automáticos, pasan al plano inconsciente y se reproducen sin casi darnos cuenta. Esa inconsciencia -cuando es negativa- es la que nos hace dejar de crecer, de evolucionar y sentirnos presos de nuestras propias creencias, emociones y acciones limitantes. Si deseamos que nuestro universo cambie de alguna forma, hemos demodificar esos patrones internos de pensamiento, emocionales y deconducta causantes nuestra manifestación física y material.

 

Cuando hablamos de abundancia o de la falta de ella hemos de partir de una premisa igual para todo el mundo: El que no tiene la abundancia que desea es porque una parte de él mismo no quiere o no sabe crearla o tenerla. Hay razones por las que experimentamos nuestra vida tal y como es, y hallarlas es la clave para el cambio.

 

Lo primero es entender que no somos solo una persona, sino que integramos en nuestro sistema múltiples personajes internos que piensan, sienten y actúan dentro de nosotros, partes que pueden estar o no en sintonía, que pueden entorpecerse, sabotearse, o ayudarse y potenciarse entre ellas.

 

Si eres de los que tienen constantes problemas de dinero, entiende que puede ser por una decisión consciente o inconsciente que uno de tus patrones internos ha tomado, y/o has aceptado creerte tus circunstancias negativas, la imposibilidad de cambiarlas, y ser víctima de ellas. Desde ese conocimiento, debes saber que puedes cambiar esa decisión en cuanto la identifiques, modificar tus circunstancias adversas y crear para tí esa abundancia con una base sólida.

 

Una parte tuya puede desear abundancia y otra bloquearla por varias razones, que pueden tener su origen en patrones familiares, en creencias erróneas, en miedos o bloqueos inconscientes. En la Web http://autoevolucion.com/ enseño múltiples maneras de desarticular un mal patrón, una de ellas es revisar las creencias negativas sobre un tema para eliminar los bloqueos. Tomemos por ejemplo elpatrón del dinero….

 

Toma papel y bolígrafo y toma nota de si algo de esto resuena en ti:

 

  • Toda creencia que asumamos como verdad (sea o no cierto) será lo que manifestemos en el plano material. Si tu verdad es que no eres capaz de crear abundancia, conservarla, gestionarla, o protegerla, tus decisiones o la falta de ellas te llevarán a no generarla.

 

Reescribe tus creencias: Trabájate la idea de que eres capaz de crear abundancia, que es fácil para ti, que aprendes a administrarla y cuidarla, y tu mente te guiará en las mejores decisiones para hacer esa creencia realidad; te animarás a estudiar, a prepararte, a buscar ideas. ¿Te crees capaz o no de generar abundancia?

 

  • Toda creencia negativa sobre lo que deseamos lo alejará de nosotros, toda creencia positiva lo atraerá. Si crees que el dinero es “malo” porque hace a la gente egoísta o insensible, conoces a gente que se corrompe, es injusta, o le atribuyes cualquier otra negatividad semejante, tú mismo te sabotearás para evitar ser todas esas cosas; no permitirás a tu mente creativa desarrollarse y darte las intuiciones necesarias que te llevarían obtener dinero.

Reescribe estas creencias: Busca creer que la abundancia es buena porque te hace mejor persona, más generosa, te ayuda a prepararte para la vida,a crear proyectos buenos para el mundo, para ayudar a las personas, te permite crecer y desarrollarte como persona, y tu mente empezará a darte ideas de cómo conseguirla. ¿Hay algo negativo que pienses sobre el dinero?

 

  • El amor a algo desarrolla tu capacidad para atraerlo, el miedo y la duda lo aleja de ti. Si tienes miedo al dinero, a la responsabilidad, si dudas de tu capacidad, de no saber administrarlo, lo alejarás de ti, lo sabotearás y lo bloquearás.

 

Si amas el dinero, si aprendes a manejarlo, si sabes cómo administrarlo, tienes confianza en ti mismo con respecto a él, nada impedirá que tu mente creativa desarrolle formas de hacerlo realidad en tu vida. ¿Amas el dinero o lo temes?

 

  • Si odias, envidias, o piensas mal de los que tienen dinero, abundancia o éxito, eso puede bloquearte el deseo de prosperar para evitar justamente que alguien te envidie, te odie o piense mal de ti cuando lo tengas. Dejar de hacerlo con los demás hará que no bloquees tus capacidades y no tengas miedos inconscientes a ser rechazado.

 

 

Si buscas un modelo positivo, o aspectos positivos de alguna persona con abundancia que puedas admirar, podrás aprender de él/ella y evitar bloquear esa cualidad en ti. ¿Qué piensas sobre los que tienen dinero? Trabaja tus propias respuestas.

 

  • Si tener dinero va en contra de tus creencias morales, religiosas, parentales, hace salir lo peor de ti, o peligrar tus relaciones actuales de alguna manera, tampoco podrás desarrollar modelos creativos para obtenerlo, o lo perderás muy fácilmente. Hablo de creencias como que los pobres son mejores personas, más buenos, se ganan el cielo, si prosperas demasiado te alejarás de la familia o amigos, se aprovecharán de ti los sinvergüenzas, o cómo vas a reconocer a los que te quieren de verdad y no por tu dinero o tu “éxito” material….. Si para ganar dinero has de “vender tu alma”, faltar a tus ideales, abusar de los demás, justificarte en tus medios negativos para conseguirlo, lo perderás igual que lo ganaste, o la culpa y la vergüenza te impedirán que disfrutes de él. Asegúrate de cumplir con tus propios ideales morales o la paz no reinará en tu reino, por muy brillante que parezca. Todas esas creencias dan por sentado tu incapacidadde gestionar tu patrón de “rico”, que no sabrás reconocer o manejar esa condición.

 

Reescribe tu guión: busca pensar que para ti el dinero te permite ser mejor persona, hace salir lo mejor de ti, te ayuda a elevarte espiritualmente y a mejorar tus relaciones con los demás, a mantenerte en tus elevados ideales, a ayudar a los demás. Piensa que aprenderás a tener dinero, a reconocer por ti mismo los que de verdad te valoran por lo que eres, que perfeccionarás tu patrón con la práctica, y eso te hará muy feliz. ¿Si tuvieras dinero crees que peligraría tu integridad moral religiosa, familiaro amistosa? Trabaja tus propias respuestas.

 

  • Busca creencias incompatibles en tus patrones internos: por ejemplo, desear abundancia es incompatible con el victimismo, has de aprender RESPONSABILIDAD. Tú eres el causante de tu situación actual, y puedes volver a crear para ti lo que deseas vivir. Desear abundancia ilimitada tampoco es compatible con la pereza, la falta de interés o de ambición sana, es incompatible con la dejadez, la falta de creatividad, de curiosidad y de autoestima.

 

Tu nuevo objetivo: Para que la experiencia de tu abundancia sea positiva busca aprender a gestionarla, a administrarla sabiamente, a buscar el mejor destino para ella, a utilizarla para causas justas, para hacer el bien propio y ajeno, y para apoyar la realización de tu misión de vida. ¿En qué medida tu Yo actual es incongruente con el Yo que deseas ser? Trabaja tus propias respuestas

 

  • Si justificas tus limitaciones ciertamente las tendrás. Si piensas que es mejor tener lo justo para no tener que enfrentarte con cualquier situación descrita anteriormente, o tener que responsabilizarte de situaciones nuevas que no sabes si superarás con éxito, asi será.

 

Tu nuevo objetivo necesita que te responsabilices de tu vida, de tus actos, de tu empeño por conseguir la mejor versión de ti mismo, nadie más que tu puede hacer de ti mismo lo que deseas ser. Hazte responsable último de toda tu experiencia física.

¿Te justificas en tus limitaciones, tu falta de interés, de cualidades?, ¿echas la culpa a los demás de tu escasez o limitación actual? Trabaja tus propias respuestas.

 

Recuerda si trabajas la premisa de que TU ERES EL RESPONSABLE Y CAUSANTE ÚLTIMO DE TODO LO QUE TE OCURRE O LO QUE DEJAS QUE PASE EN TU VIDA, tu Yo Superior despertará dentro de ti y te llevará a ser co-creador responsable de tu existencia en este plano material.

 

Si deseas abundancia y dinero tendrás que replantearte todas y cada una de las creencias negativas sobre ti, sobre los demás con respecto a ti, y sobre el dinero que tengas.

 

Toma papel y lápiz y comienza a destripar tu patrón, dale la vuelta a todas esas creencias, imagina el patrón de “rico” ideal, y conviértete en él, encárnalo. Asegúrate de ser el mejor rico que puedas ser, obsérvate, no te autojustifiques en la escasez, no hables mal del dinero, ni de ti con respecto al dinero. El dinero es inocente, es lo que hacemos con él lo que marca la diferencia, y esa diferencia está en ti, en nadie más, en tus creencias y actitudes.

 

 

Resumiendo: Tómate unos días para completar este ejercicio, y escribe en tu cuaderno:

 

1.- Qué piensas del dinero tanto si es positivo como negativo. Haz dos columnas: lo positivo déjalo, lo negativo dale la vuelta y súmalo. Que no haya nada negativo en tu creencia, recuerda que en sí no es ni bueno ni malo, es el uso y la conciencia del que lo usa lo que le da el valor.

 

2.- Qué piensas de tí con respecto al dinero ¿lo sabes ganar? ¿Lo sabes administrar? ¿te has preparado para obtenerlo? ¿lo malgastas o lo cuidas? ¿Te envilece o te eleva espiritualmente? ¿Qué puedes hacer para obtener mejores resultados?

 

3.- Qué piensas de los demás con respecto al dinero ¿los que lo tienen te merecen respeto, los envidias, los odias o tratas de aprender lo que encuentras de bueno en ellos? Recuerda que si tienes sentimientos negativos para con los abundantes, tu sistema evitará ser uno de ellos para evitar los sentimientos negativos de los demás. Busca admirar lo bueno de lo que buscas, dejar de lado lo negativo y encarnar el ideal que tú mismo te marques. Recuerda que tú eres tú, y decides lo que deseas ser en cada momento.


4.- ¿Cuál es la idea base de tu patrón actual? ¿Cuál sería la ideal? Si la actual es por ejemplo “tengo el dinero justo y eso me limita”, puedes trabajar el ideal de “Encuentro la manera de crear riqueza ilimitada”. Otro ejemplo es si la actual es “odio depender del dinero”, puedes trabajar la de “amo todo lo que el dinero me proporciona, me hace independiente”…ve buscando creencias y construye otras más positivas, ve visualizándote en el nuevo patrón.

 

5.-¿Cuál sería el patrón ideal? En este caso ¿Cómo sería el “rico” o abundante ideal para ti? Descríbelo con detalle porque has de encarnar lo que buscas para poder atraer las circunstancias y oportunidades para que se manifieste en tu vida.

 

6.- Edificar el nuevo patrón. Imagina que ya tienes la situación económica que deseas para ti ¿Cómo crees que serías, cómo pensarías, te sentirías y harías las cosas? Descríbelo, imagínatelo, siéntelo, observa si sale algún miedo, duda, o pensamiento negativo, escríbelo, trabájalo, dale la vuelta, reconstrúyelo.

 

Cuando tengas un ideal con el que estés identificado silénciate y envíalo a tu Ser superior, y espera respuestas e intuiciones, investígalas, ponlas en marcha….pues deberás encontrar la manera de llegar a tu meta y crear el plan que te llevará a esa experiencia que buscas para ti.

 

Una reflexión para terminar:

 

Trabajarte todo esto no significa que vayas a tener la abundancia que desees por arte de magia, sino que:

 

– Al limpiar de negatividad tu idea sobre la abundancia allanarás tu camino hacia ella.

– Cambiará para siempre vuestra relación, fluirás mejor con su energía y

– Te permitirá una base sólida para el siguiente paso, establecer un plan para construir un futuro de abundancia libre de viejos condicionamientos.

 

Beatriz Fernández Del Castillo

 

Leave a Reply

Your email address will not be published.